Entradas

Mostrando las entradas de septiembre, 2007

Cancion

Deseo desaparecer.
Saltar, el vacio es bello.

Donde estarás, allí en el aire.
Sera tarde para mi?

Espera llegare.
Sonríe.

Espera llegare.
Sonríe.

Abriré tus ojos,
cuando tus brazos estén al borde.

Mojaras la alfombra de rojos
la gente me rodea.

Donde estarás, allí en el aire.
Sera tarde para mi?

Me he cansado de este sueño,
no puedo despertar.

Espera llegare.
Sonríe.

Espera llegare.
Sonríe.

Viajamos en este vehículo desconocido
verde que abunda.

De pronto solo negrura,
donde te has ido?

Donde estarás, allí en el aire.
Sera tarde para mi?

Esperame llegare,
no sonríes.

Esperame llegare,
te marchas.
Que responder, si se dice que el poeta, o el aspirante a tal, titubea.
Que sus lineas son turbias, sus palabras balbuceos.
Todo lo que diga, o escriba, o incluso los ademanes utilizados al hablar,
deben ser decifrados, tomarlos de a partes, descompuestos, utilizar, quizás otras palabras,
y armar así nuestras respuestas, nuestras oraciones, nuestras interpretaciones.

Has venido ha buscar la comodidad de la palabra, ante quien no la tiene, aun, ni siquiera para el.
Lo insultas y rebajas, ya que solo crees que son solo palabras sin sentido.
Y que has de hacer tu parte para transformar este palabrerio en algo sensato para ti.

Que fácil es obtener respuestas a todas las preguntas sin esfuerzo alguno.
Te has preguntado porque recurres al poeta?; y no al matemático?, al medico?
a cualquier otra persona en tu circulo de perfeccióncientífica?.

Tu mismo buscas, el palabrerio. No buscas la facilidad. Tampoco la dificultad de los profesionales
de las ciencias exactas.
Buscas la interpretación de algo mas cerc…
Cree, IpsoFacto, vivirán.
Olvida, cenizas en el aire nacerán.

Las fuerzas del pensamiento.
Harán nacer, dejaran perecer.

(Sin remordimientos.)

Perecen, renacen.
Creencia, olvido.

Perdida de Fe.
Desconcierto en momentos de profunda tristeza.

Necesario.
Duerme.

El sueño,
como tal, nace y muere.

Partes, sobreviven,
suficientes, para la reencarnación.

Creer, olvidar.

(Sin remordimientos)