Entradas

Mostrando las entradas de enero, 2008
Dos.
Demasiadas manos agitándose además.

Dos. Sangre.
Los demás, diferentes. Humanos de jardín.

Mismas venas. Valores.
La vista, el oído. Engañan.

La soledad juega sucio.
Humedece la roca. Nubla los sentidos.

Tanto perdido. (?)
Seguía tus pasos y cortaba mis venas por ti.

Los demás, que decir.
Nada. Los odiare un momento. Y luego olvidarlos.

Seres históricos han devorado a sus hijos.
Traiciones y tragedias en libros sagrados.

Entonces tu puñal, no es nada.
Es solo una mancha en este mundo de traiciones.

No existe. Y tu tampoco.
Has muerto. No soy el asesino.

Solo he cerrado mis venas.
Donde quedamos, luego de este temporal asolador?
Has pensado que, quizás la realidad, ha claudicado?
Que no somo mas que meras respiraciones en un mundo inexistente?
Que fuimos polvo, que lo somos, y este viento nos ha devorado.
La eternidad se nos ha presentado, solo cabalgáremos el viento.

Dime, te sientes en la tierra?
Sientes su abrazo falso y frio?
Distingues entre aquel que desea lastimarte y el que busca respuestas?
Puedes?. Ves mas allá?
Has abandonado entonces este lugar de espinas y metal.

Eres algo mas, mejor, ahora ERES.
Ves lágrimas en una cara familiar.
Te acercas, y ves, en pinceladas de rojos y negros,
aquel que fuere tu cuerpo.
Deseas llanto, no existe allí.
Deseas dar consuelo, pero no existes aquí.