Vida (III)



Desnudo,
drenado,
succionan roja sangre,
devoran la fe,
la esperanza agoniza a un lado.

Estas ventanas,
artefactos por los cual puedo ver,
a través de ellos puedo ver,
nada se quedan
todo lo capturan.

Indecisiones,
dudas y más fantasmas,
un rastro de lágrimas
es todo lo que puedo dejarte,
un rastro de agua,
mezclado con sangre.
No comprendo esta prueba,
lo toman todo,
todo,
son estos restos, la nada?.

La luz agoniza,
el cielo se quiebra en furiosas tormentas,
el agua arrasa,
alguien ríe en la lejanía,
debo saber,
si tú, quien ríes,
conoces el final de esto,
de otro modo, ya no deseo seguir,
seguiré dándote mi sangre, mi fe,
y si aún sirve para tus planes,
mi consciencia.

Detrás vienen más,
vaciándose,
cayéndose,
quedando muchos en el camino,
es mi turno de caer,
mis rodillas se quiebran antes de besar la tierra,
se deshacen,
los huesos destrozan mis ojos,
mis ventanas se han cerrado,
ya no puedo ver al dueño de esta trama,
ya no puedo ver,
ya nada puedo hacer.

Comentarios

Entradas más populares de este blog

Tiempo 2118

Patios