Morir



Es duro dejar este espacio,

es aun más complicado amarlo.

En nuestras cabezas
vagan las ideas
reposan falsas esperanzas
nacen y crecen mentiras.

Enfurecidos y extenuantes demonios
anclados allí, los veo, a través de mis ojos.

Muestran mi destino,
llevándome a cuestas,
me hunden en el más obscuro de los abismos.

Comentarios