28 may. 2016

Carta encontrada

Carta encontrada, en otro tiempo, en algún lugar.

“Completamente ido de aquí, no se nota la presencia del espacio ni del tiempo ya, inmerso en vapores que poco a poco van cubriendo mi ser.
Irritable ser.

Nadie es perfecto, en este mundo de imperfecciones. Nadie puede ser completamente bueno, todo el tiempo, es utópico, es imposible, somos fallas, y por lo tanto debemos fallar, equivocarnos, luego… aprender algo de ello, pero nos tomaría más de una vida completarnos, ser mejores seres, buscar algo parecido a la perfección, o intentar alcanzar el Nirvana, están quienes buscan la perfección en sus palabras, sus ideas; otros buscan la perfección de sus cuerpos; mientras que un menor grupo busca elevarse como Buda, alcanzar el Nirvana, a través del dolor, de las fallas, las privaciones,  y como consecuencia de esa elevación terminar con el sufrimiento.
Buscan iluminarse, y poder luego compartir ese logro.

Entonces, nada de eso será posible, somos seres finitos, tenemos una vida o lo que sea, y luego dejamos nuestro lugar, hay otros detrás nuestro. Somos tan imperfectos, que, al alcanzar cierta sabiduría, debemos morir.

No soy la buena persona que crees, ni tampoco soy el hijo de ningún demonio.
Pero, en la calidez de este asiento, reposado, he decidido que mi espacio, debe ocuparlo otro ser, un ser con las ganas de sentir la vida en la piel, yo no la he sentido jamás, y hoy, menos que nunca, me acuesto con la imagen de mi muerte, y me levanto con ella.

Todo el recorrido del sol, todo el recorrido de la luna, todo ese tiempo, me acosa, me aturde, me enloquece.

Creo que es hora de dejar este aire que tan vagamente respiro, a un ser que pueda saborear cada bocanada de aire, cada bocana de vida.
Estoy a poco tiempo de comenzar mi viaje, y creo que este es el descanso que siempre quise, el que necesitaba, mis vacaciones permanentes, fuera de aquí, de este pueblo, de esta ciudad, de este cuerpo, que es nuestra prisión, nuestro cuerpo y nuestra mente.

Quizá hoy llueva, quizá haya alguien girando que crea que siente tristeza o dolor, léanle esto, que sepa que está atascado en un error, fui un ser solitario, mas allá de que haya estado rodeado de personas, siempre estaba yo, lejos, solo, en mi lugar, algún lugar, por allí, en mi mente, o físicamente, no tiene importancia
Tú me hablas y yo respondo, automáticamente, no pienso, no estoy aquí, no estoy aquí, y quiero desaparecer completamente, que nada ni nadie, sepa jamás que he existido, sería el escape ideal, desaparecer, y borrar cualquier vestigio de mi presencia, de la tierra, de las mentes ajenas.
Lo que siento al pensar eso, es alivio, un peso menos, la carga se hace más liviana.
Mi camino será solitario, mi dormitar también, por única vez, antes de dormir, ya no veo la imagen de mi muerte.
Solo veo mi reflejo en un pequeño espejo.
Solo veo el humo cubriendo la imagen.

Hoy dormiré sin soñar.”

No hay comentarios.:

Entrada destacada

Patios

Despertar dentro del sueño, tus ojos cubriendo mi cuerpo, tus párpados me acarician, sin embargo, la muerte, su aroma, está p...